Escrito por el Opa cuando Erick nació:

Querido Erik:

Bienvenido a este bello mundo que te tocó en suerte!   Tu verás. La
vida es una belleza.

Al principio será todo un poco fastidioso, te vamos a cambiar pañales a
cada rato, te vamos a obligar a tomar lechecita tibia cada tres horas,
después alguien te dará golpecitos en la espalda hasta que tú
protestes con un ruido que en realidad significa: Déjenme tranquilo por
Dios...

Te vamos a zamaquear, te vamos a hablar todos en idioma de bebé...
cuchi cuchi, pochoco pochoco y cosas así. No te burles, los adultos
somos así… y después querremos que aprendas a hablar bien. Te
vamos a mecer, zarandear, pasear y a hacer cosquillas... te vamos a
poner cremas y talcos y aceites y te vamos a limpiar con dolorosísimos
palitos... tú ten paciencia, eso es sólo al principio...

después la cosa se va poner peor :

Te vamos a prohibir comer y hablar y caminar y correr y salir y entrar y
dormir y no dormir y no comer y no caminar y no salir y… no hablar
mientras comes y no comer mientras hablas... tu verás, es terrible.

Pero, tranquilo, eso es sólo una época pasajera, después se pone la
cosa todavía mucho peor... tu verás...: El colegio, las tareas, los
amigos, el uniforme, los profesores, el bus, la universidad, los
exámenes, los empates... eso es terrible y larguiiiiiisimo...

Luego de los empates, la novia, luego la esposa, sus barriguitas, los
bebés... luego a los bebés hay que talquearlos y hay que frotarlos y
hay que bañarlos y hay que leerles cuentos... y luego crecen y se
hacen grandes y se casan ellos a su vez y entonces… y sólo
entonces… y nada más que entonces….. vendrá la mejor época de tu
vida...: Serás abuelo, eso sí que es delicioso. Tú verás.

Por eso, entre otras cosas, no cambiaríamos esta vida por nada del
mundo, Erik, tu nos darás la razón poco a poco. Esta vida es una
maravilla. Tus papás son casi perfectos, es verdad, pero por supuesto
tus abuelos son todavía mejor :  Ellos son más que perfectos. Te
dejarán hacer cosas y no te regañarán nunca... y serán felices contigo
y se lo dirán a todo el mundo. Tú para ellos serás simplemente
magistral... qué vida tan buena por Dios.

Bienvenido Erik, te va a gustar estar acá con nosotros. Tú verás. Ya lo
estás viendo… acabas de llegar y ya tienes amigos por todas partes y
que además te quieren mucho, pero nunca nadie tanto como tus
abuelos.

Cuando tú seas abuelo, nos darás la razón. Y si lo dudas, pregúntale a
tu hermana Alejandra... ella tiene un doctorado en eso.


Con mucha ternura,  el Opa y la Oma  (dos te tus abuelos)